Gobernador chavista de Monagas prometió “cambiarlo todo”… pero las carreteras siguen “vueltas ñoña”

Gobernador chavista de Monagas prometió “cambiarlo todo”… pero las carreteras siguen “vueltas ñoña”

 

 

A casi un año gestión del gobernador chavista de Monagas, Ernesto Luna, y su promesa de “cambiarlo todo”, las condiciones de las carreteras en la entidad distan de esa oferta electoral.

Corresponsalía lapatilla.com

Conductores de diferentes rutas suburbanas del Terminal Interurbano de Maturín, denuncian las pésimas condiciones de las vías al noreste y sur de Monagas.

En el caso de la carretera que va hacia Tucupita y San Félix, los transportistas aseguran que el 90% de la vía está en mal estado. Señalan la gran cantidad de huecos “traga carros”, así como innumerables baches y fallas de borde que, según dijeron, quien no conozca la vía corre el peligro de sufrir un accidente.

Toda la vía hacia el sur de Monagas, para ir hacia Tucupita, Puerto Ordaz, San Félix, está en muy mal estado, yo diría que el 90% de la carretera está mala. Uno porque ya se la conoce y sabe dónde están los huecos, pero para alguien que no la conozca es peligroso. Los tramos que están peores son desde El Crucero del Rosario hasta Chaguaramas, desde la salida de Maturín hasta más allá de El Peaje de Veladero. Allí hay enormes huecos, la carretera no sirve”, expresó Jesús Bastardo, conductor de la cooperativa de San Félix.

Conductores afirman que debido a la situación de las carreteras, los vehículos sufren desgaste de cauchos, frenos, amortiguadores, tren delantero.

Gobernador chavista de Monagas prometió “cambiarlo todo”… pero las carreteras siguen “vueltas ñoña”

 

 

 

 

Tardan más tiempo en el viaje: en condiciones normales, un viaje desde Maturín a San Félix son tres horas. Sin embargo, por el problema de las vías, se pueden demorar hasta cuatro horas.

Otra vía que está en franco deterioro desde hace más de ocho meses es la Troncal 10, que va hacia Carúpano y Punceres, específicamente a la altura del sector 23 de Enero.

En el lugar había maquinarias trabajando para reparar la vía, pero fueron retiradas. La vía hacia Río Tigre, Mata Negra y desde El Silencio hasta la Alcabala, hay más huecos que carretera.

Los choferes exigieron al gobierno chavista abocarse en reparar estas carreteras, ya que ni siquiera tienen señalización.

Hicieron mayor énfasis en la vía hacia el sur, pues presenta pésimas condiciones y ha empeorado con las lluvias.